Su mejor aliado para el cuidado animal.


La salud de los animales nos interesa no solo porque buena parte de ellos está bajo nuestro cuidado, sino porque, además del aspecto económico, hemos comenzado a verlos como seres sintientes que, en algunos casos, se integran a nuestras familias. Dependen de nosotros de distintas maneras, ya sea por motivos relacionados con la producción pecuaria, el deporte o, simplemente, porque queremos su bienestar. Aunque Laboratorios Icofarma cuenta también con una División Humana, la tradición y fortaleza en el sector está bien establecida y, en consecuencia, responde a las necesidades del mercado —y los propios médicos— con un completo portafolio veterinario. Este catálogo incluye medicamentos de las tres líneas que conforman la División Veterinaria: Animales de Producción, Equinos y Animales de Compañía. Aquí encontrará los productos que necesita según su especialidad o actividad profesional y, además, los verá agrupados de acuerdo con su uso terapéutico. Es un esfuerzo de la Compañía encaminado no solo a exhibir su portafolio, sino a facilitar su trabajo con información pertinente que lo ayude a tomar decisiones apropiadas en el momento oportuno. Sabemos que la salud no da espera y que entre las herramientas que tiene la medicina veterinaria para lograr su objetivo, los medicamentos son primordiales... hablamos de medicamentos y productos confiables, que cuentan con todos los requisitos de las autoridades sanitarias, que producen resultados y, no me- nos importante, que son asequibles. Esto es lo que representa Icofarma, una empresa con calidad, proyección y compromiso.

Calidad... más que una palabra


El compromiso con la calidad en Icofarma no tiene que ver solamente con el principio ético implícito en el sector salud, sino, especialmente, con nuestros valores. Entendemos que la calidad de los productos y medicamentos que hacemos tiene una relación directa con la prevención de enfermedades, su tratamiento y los tiempos de recuperación. Aplicamos, en consecuen cia, medidas para garantizar que todos los procesos involucrados en su producción y comercialización se rijan por parámetros altos de eficacia y seguridad. Entre estos, la selección y control de las materias primas, punto inicial de la cadena de producción; los procesos productivos propios o de nuestros aliados; el almacenamiento y distribución de los productos; y una comunicación pertinente y veraz.